Integración de las TIC para conseguir Aprendizajes Personalizados

escuela s.XIXCerrábamos el artículo del pasado domingo con el sangrante vídeo de la presentación de la Ley General de Educación de 1970, en el que se planteaba la necesidad de cambiar a un modelo que dejara de enfocarse en la memorización y regurgitación de contenidos por parte del alumnado, con la sensación de que seguimos hablando de lo mismo y hemos avanzado muy poco. Al menos parece que eso de los pequeños cambios no ha funcionado como debiera, después de más de 40 años aunque ahora contamos con un aliado que no teníamos antes, las redes.

La posibilidad que ahora tiene el profesorado y los equipos directivos de conectar con otros compañeros y compañeras con las mismas inquietudes debe ser un factor clave para acelerar los procesos, o al menos para evitar que los profesionales educativos tiren la toalla cansados de andar solos y a contracorriente.

El cambio de un modelo centrado en el contenido y en la memorización a un modelo centrado en la actividad del alumnado y la adquisición de competencias pasa ineludiblemente por sustituir el enfoque de ‘enseñanza’, centrado en el profesorado, por un enfoque de ‘aprendizaje’, centrado en el alumnado, lo que implica un cambio de rol del profesorado.

David Warlick publicaba en su blog uno de esos artículos que el mismo dice que le sirve para ordenar sus propias ideas con el título ‘Enseñanza Individualizada frente a Aprendizaje Personalizado‘ y reflexionando sobre la diferencia entre ambas perspectivas educativas.

Según Warlick el ‘aprendizaje personalizado’ tiene más que ver con la práctica del aprendizaje permanente y por tanto aparentemente es independiente de instituciones, currículos, docentes y estándares de aprendizaje. Por el contrario la ‘enseñanza individualizada’ o la ‘individualización del aprendizaje’ es la forma en la que las instituciones y el profesorado se apropia del proceso del aprendizaje de tal manera que el alumnado adopta el papel de ‘cliente’ de un servicio diseñado, cocinado y servido sin su participación.

El siguiente documento es una adaptación de la tabla incluida en el artículo de Warlick en la que refleja las diferencias entre la instrucción o enseñanza individualizada y el aprendizaje personalizado, desde una propuesta de definición de ambos conceptos, pasando por los roles de docentes y estudiantes, y finalizando con el resultado de cada uno de estos dos enfoques.

Barbara Bray y Kathleen McClaskey proponen un tercer enfoque, la ‘diferenciación’, también centrado en el profesorado y el contenido. Puedes ver las diferencias que establecen entre los tres enfoques en el documento Personalizad Learning Chart.

Para avanzar en este enfoque centrado en el alumnado las tecnologías pueden jugar un papel decisivo, por la posibilidad de realizar actividades que sin ellas son imposibles, por la facilitación del aprendizaje cooperativo y el potencial para comunicar y comunicarse a través de las redes con otros individuos y/o comunidades educativas.

Pero igualmente las tecnologías pueden servir para consolidar el viejo modelo, como indica Graham Brown-Martin. La editora del blog teachbytes, Aditi Rao, publicaba un interesante artículo, de título ‘¿Cuál es la diferencia entre “usar la tecnología” e “integrar la tecnología”?‘, en el que planteaba precisamente esta cuestión destacando las que, según ella, son las ideas clave para distinguir entre un uso de la tecnología que reafirma las prácticas pedagógicas del siglo pasado, y la integración de la tecnología para avanzar hacia ese enfoque centrado en el alumno y en el aprendizaje personalizado.

(pincha para ampliar)

Y tú, ¿qué haces con las tecnologías? …¿las usas o las integras en tu aula?

imagen | Keene Grammar School Class, Keene, New Hampshire [dominio público]

1 Comentario respuesta

Deja un Comentario

Por favor, introduzca su nombre. Por favor introduzca una dirección de correo válida. Por favor, introduzca su comentario.